Tag Archives: pellets precio León

El mejor combustible para nuestra caldera de biomasa

El mejor combustible para nuestra caldera de biomasa

En anteriores entradas hemos hablado de la posibilidad y de las ventajas de instalar una caldera de biomasa en nuestro edificio, así como de los diferentes combustibles sólidos que ésta emplea para su correcto funcionamiento: pellets, briquetas, astillas, leña, etc. Como hemos podido ver, existen diferentes tipos de combustible. ¿Qué diferencias existen entre unos y otros? ¿Cuál es el mejor para nuestra caldera? Para aclarar las dudas de aquellos clientes que acuden a nosotros y que están interesados también en la venta de leña en León, vamos a profundizar un poco más en este tema.

 

Diferencias entre pellets, briquetas y astillas

 

Los pellets, para que te hagas una idea, son unos cilindros muy pequeños de biomasa compactada, fundamentalmente astillas. Tienen entre 5 y 6 milímetros de diámetro y unos 2 o 3 centímetros de longitud. Para su elaboración se utilizan residuos forestales, de poda, serrines o virutas. Su tamaño reducido es, sin lugar a dudas, una de sus ventajas frente a otros combustibles como más adelante veremos. Aunque el coste de fabricación es mayor, si lo comparamos con las astillas, por poner un ejemplo, su transporte resulte más sencillo y su uso es apto para instalaciones domésticas. Además, nos ofrece más posibilidades en cuanto al almacenaje, ya que ocupa mucho menos espacio que el resto de combustibles.

 

Las briquetas también son cilindros de biomasa, con la diferencia de que su tamaño es mayor al de los pellets. Miden unos 25 centímetros de largo y tiene entre 10 y 15 de diámetro. Como ocurre con los pellets, su constitución compacta y uniforme nos facilita su almacenamiento, transporte y su manejo, muy similar al de la leña.

 

Las astillas como alternativa a todo lo anterior

 

Las astillas son fragmentos irregulares de madera que por su precio más barato es el que prefieren algunos de nuestros clientes. El transporte de esta madera astillada y no prensada (en el caso de los pellets y las briquetas) implica un mayor coste y, de cara al consumidor, es importante también saber que necesitará de un espacio más amplio para su acopio.

 

Lo cierto es que el uso de pellets y de briquetas está más extendido en los hogares, mientras que las astillas son las más indicadas para las industrias de mayor tamaño.

 

En Combustibles Garbosa nos dedicamos desde hace años al suministro de este tipo de combustible y, a pesar de las diferencias entre unos y otros, la energía que se obtendrá es una totalmente limpia, viéndose beneficiado de este cambio (del gasoil a la biomasa) no solo nuestro bolsillo, también el medio ambiente.

 

Para más información o si estás interesado en la venta de leña en León, no dudes en consultarnos.

¿Puedo instalar una caldera de biomasa en mi comunidad de vecinos?

¿Puedo instalar una caldera de biomasa en mi comunidad de vecinos?

La respuesta es sí. Con la llegada del invierno a la vuelta de la esquina, pronto habrá que poner en marcha la caldera del edificio con el único objetivo de hacer más llevaderas las bajas temperaturas. Los elevados precios del gasoil han hecho que una vez más nos replanteemos la sustitución de la vieja caldera por una de biomasa, convirtiéndose en la solución más económica e interesante para el bolsillo de propietarios e inquilinos. Actualmente, dada la gran variedad de sistemas de biomasa, a la hora de elegir el que mejor se adapta a nuestra comunidad de vecinos, la visita de un técnico o de una empresa con experiencia en el suministro y venta de pellets en León nos ayudará a evaluar el tipo de instalación más adecuada.

 

Con el cambio de combustible a biomasa, ¿sabías que podéis ahorraros hasta un 40% en calefacción? Todo ello, por la diferencia de precios. 1 litro de gasoil cuesta unos 70 céntimos, mientras que 2 kilógramos de pellets (el equivalente energético a 1 litro de gasoil), unos 42.

 

¿Con qué situación nos podemos encontrar?

 

Si la sala de calderas es muy antigua, desde Combustibles Garbosa recomendamos renovar la sala al completo y optar por una caldera de biomasa, mucho más segura y fiable, que utiliza astillas o pellets de madera como combustible.

 

Otro de los supuestos posibles es que la caldera de gasoil se encuentre en perfectas condiciones. En este caso, será suficiente con realizar un cambio del quemador. Una alternativa mucho más barata puesto que solo será necesario sustituir unas piezas concretas por otras. Solo habrá que asegurarse de que el acoplamiento se realiza adecuadamente para que de un buen resultado a largo plazo.

 

Espacio de almacenamiento

 

Saber de cuánto espacio disponemos en la sala de calderas para el almacenamiento de los combustibles es uno de los factores a tener en cuenta, ya que de lo contrario habrá que buscar la manera más eficiente de adecuar el sistema de almacenamiento. El precio de las astillas es mucho más económico que el del pellet, sin embargo, las primeras necesitan de un depósito o lugar de acopio mucho más amplio.

 

Independientemente de cual elijamos, con el tiempo notaremos la diferencia. Ahora bien, si buscas un proveedor o una empresa especializada en la venta de pellets en León, en Combustibles Garbosa encontrarás a un gran aliado.